Consejos para tomar sesiones de fotos en familia

Cada momento es familia es importante y más cuando se trata de una sesión de fotos. El objetivo de esta es inmortalizar la ocasión con imágenes grandiosas que perduren por décadas, de allí a que sea crucial seguir ciertas recomendaciones para no estropear las tomas.

Si nos ponemos a ojear los consejos para otro tipo de ocasiones, es importante comentar que las sesiones de fotos en familia no son más difíciles que las demás. No obstante, debes prestar atención a estos trucos para que el trabajo sea más sencillo y los resultados sean grandiosos. Dicho todo lo anterior, pasamos a mostrar cada tip sin perder más tiempo valioso.

  • Realiza o pídele al fotógrafo que dispare en ráfaga muchas veces

Puede que algún familiar, probablemente un pequeño, sea capturado con una toma que no favorezca la foto a raíz de ojos cerrados, mirada a otro punto, entre otras cosas. Por esto, para no desaprovechar momentos, es mejor que te asesores al disparar muchas veces y en modo ráfaga. Gracias a esto, puedes ir seleccionando las mejores imágenes para elegir la ganadora al saber que todos los elementos y familiares estuvieron en el punto perfecto.

  • No seas riguroso/a para que el buen ambiente familiar no se vea perjudicado

Foto con buen ambiente familiar

La sonrisa de los pequeños hará que el ambiente familiar sea agradable y que ello se pueda reflejar en la foto que representará al grupo por los próximos años o hasta que se decida realizar una nueva sesión. Así pues, no prohíbas a tus hijos cosas elementales como los juegos y las risas naturales.

  • Fotos con luz radiante, esto nunca debe faltar

Foto con buena luz natural

Lo más recomendable es que la luz natural sea un elemento a favor y que aporte más valor a la foto. El flash debe pasar a segundo plano y las fotos nocturnas deben quedar casi descartadas. Contrario a esto, lo mejor debe ser una sesión en la playa, en la montaña o en la ciudad, pero siempre con el sol a nuestro favor y que las sombras no hagan de las suyas (aquí puedes optar por reflectores para quitar las sombras).

  • Procura que toda la familia tenga un vestuario apropiado y armonioso

Foto en familia con vestuario armonioso

Aquí debes encontrar un balance en el vestuario para que no haya un carnaval de colores y de estilos. En este sentido, colores neutros como el blanco, el gris y el azul ayudarán a que el equilibrio aporte un punto positivo. Igualmente sucede con el estilo, nada de mezclar el toque elegante con el poco casual y viceversa. Lo mejor es adaptarnos a la misma línea para que la foto tampoco sea olvidada en pocos años por cambiar de tendencia o por ser poco innovadora para la época.

  • La creatividad no debe faltar; cualquier escenario no planeado puede ser perfecto

Creatividad en fotos familiares

Por último, pero no menos importante, tenemos uno de los aspectos más importantes: la creatividad. La idea es sacar partido de cualquier momento (incluso el inesperado). Una caminata, un círculo de juegos, todos acostados, etcétera… todo puede funcionar si manejas el lugar de forma apropiada.

Y tú, ¿qué otro consejo recomendarías para una sesión de fotos en familia perfecta?

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *